Tag Archives: Cayena

Espaguetti con Calabacín y setas

ESPAGUETTI CON CALABACÍN Y SETAS

Otra receta de esas que se piensan rápido, sobre la marcha, Martes, día de pasta, por lo tanto unos espaguetti con setas y calabacín, una delicia.

Para cocer la pasta larga como espaguetti, tallarines o  linguini hay una olla, la italiana, especial para este tipo de pasta pues es más alta de lo normal, además es especial porque lleva otra olla que se ajusta a la primera, esta segunda olla es calada como un cestillo o colador, de manera que cuando la pasta esta cocida se saca el cestillo y se escurre facilmente el agua de la cocción.

Si no tienes esta olla no pasa nada, puedes utilizar la más alta que tengas y colocar los espaguetti en alto, estos al entrar en contacto con el agua caliente se ablandan y se pueden doblar hacia el fondo de la olla con mucha facilidad.

Esta receta es totalmente vegetariana, no lleva nada de carne, se podría añadir bacon ahumado, por añadir ese gustillo tan rico que tiene, pero me he mantenido en que solo haya vegetales en la receta, setas variadas, calabacín y fritada de tomate y cebolla.

La fritada de cebolla y tomate, es como su nombre indica, yo tengo siempre botes de tomate frito hecho en casa y también de tomate con cebolla y dientes de ajo, para algunos guisos viene muy bien tener en la despensa algun bote en espera de ser consumido.

Ingredientes para 4 personas:

  • 70grms. x 4 personas= 280 grms de pasta
  • 6 cucharadas de salsa de fritada de tomate y cebolla
  • 4 cucharadas de nata
  • 1 cucharadita de mostaza de Dijón
  • 1 cayena
  • sal y una cucharada de aceite de oliva V.E.
  • 1/2 calabacín grande
  • 4 champiñones Portobello
  • 4 champiñones blancos
  • 1 seta de cardo
  • Albahaca, 1 pizca de tomillo, pimienta negra.
  • 2 dientes de ajo sin germen

Elaboración:

  1. Poner una olla alta con abundante agua, añadir una cucharada de aceite y la sal, cuando empiece a hervir añadir la pasta y esperar a ver que empieza de nuevo a hervir el agua con la pasta, contar el tiempo de cocción, de 8 a 15 minutos (según indeque el fabricante)
  2. Cuando este al dente, volcar los espaguetti en un colador grande, una vez escurridos, volver a volcar en la olla de cocción y añadirle una cucharada o dos de aceite o mantequilla, removerla, (esto es para que no quede apelmazada)y esperar a elaborar el acompañamiento, salsa o verduras, etc…
  3. Cortar en cubos el calabacín, las setas, los dientes de ajo y saltear en una sartén con aceite de oliva virgén extra.
  4. Una vez tengamos las setas y calabacín al dente le añadimos la pimienta negra molida y la pizca de tomillo seco, sal y tres cucharadas de salsa de tomate y cebolla, mas dos cucharadas de nata y la cucharadita de mostaza de Dijón, remover bien y añadir a la olla donde tenemos la pasta cocida.
  5. Le damos un nuevo toque de calor a la pasta y si queda corto de salsa añadimos dos cucharadas más de nata y de tomate, añadimos la albahaca, remover de nuevo y ya está, lista para disfrutar.
  6. En esta ocasión la albahaca era deshidratada o seca, ya que no tenía de albahaca fresca.
  7. Podéis hacer el doble de salsa y servirla en un bol o dos cucharadas encima de la pasta como hice yo.

Espero que os guste y que disfrutéis de esta receta.

 

Pizza Mexicana

029

Dada nuestra afición y gusto por las pizzas caseras estas tienen que ser tamaño grande, tamaño bandeja de horno, en nuestra casa siempre son rectangulares y las porciones generosas.

Esta Pizza Mexicana esta hecha con la misma forma o presentación que las que se ven en Roma y muchas otras ciudades italianas y que venden por raciones.   “Pizza al Taglio” como la llaman los italianos (traducido Pizza al corte) o Pizza Rústica, esta es horneada en grandes bandejas rectangulares y es muy popular en Italia por ser una forma rápida de alimentarse y además barata ya que la original solo suele llevar salsa de tomate y queso. Es la comida rápida de los Italianos,  muy popular en Roma, Sicilia y sobre todo en Génova.

Por supuesto ahora se hace con todo tipo de alimentos como verduras, hortalizas, carne picada salchichas, salami y cualquier ingrediente que pueda apetecernos.

En casa, ya sabéis que las Pizzas las incluyo en mi etiqueta “A la Ya… quelim” pues esta será, según lo que en ese momento y día, haya en mi nevera.
Hoy toca una Pizza Mexicana, esto no quiere decir que haya una pizza especifica de esta nacionalidad, simplemente me he inspirado en algunos de los ingredientes tipicos de esta cocina y especialmente en la receta de Fajitas que tanto nos gustan y que aún no he colgado en el blog.
Además hace tiempo que quiero meterme en la gastronomía de este país donde tengo tantos lectores y a los que les estoy muy agradecida, por seguir las recetas e incidencias de este Fogón Ilustrado.

026

Ingredientes:

  • 4 filetes de pechuga de Pollo grandes
  • 2 pimientos verdes italianos
  • 1/2 pimiento rojo  (de los de asar)
  • 2 dientes de ajo (sin el germen)
  • 1 cebolla morada pequeña
  • 1/2 cebolla dulce de tamaño grande
  • 1 vaso de tomate triturado
  • 1 Cayena (opcional)
  • 1/2 cucharadita de pimenton picante (opcional)
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal y Pimienta
  • Orégano, Albahaca y Cilantro o Perejil

Elaboración:

La masa:

La receta de la masa la encontraréis aquí 

Las cantidades de los ingredientes y el procedimiento serán los mismos, pero eliminaremos el paso de añadir hierbas provenzales a la masa.

Elaboración de las verduras y Pechugas de Pollo:

  1. Cortamos los pimientos en tiras un poco gruesas y las cebollas en tiras finas.
  2. En una sartén poner un chorreón de aceite de oliva virgen extra y añadir las cebollas, saltear y cuando veais la cebolla que comienza a ablandarse, retirarla bien escurrida de aceite, a un plato y reservarla.
  3. En la misma sartén añadir las tiras de los pimientos y un poquito más de aceite si hace falta y saltear los pimientos unos 10 minutos, sacar bien escurridos del aceite y reservar.
  4. Cortar las pechugas en tiras, salpimentar y cuando la sartén este muy caliente añadirlas tiras de pechugas y dar unas vueltas hasta que empiecen a tomar color, sacar y reservar.
  5. El siguiente paso es hacer la salsa de tomate para fondear nuestra pizza, añadimos un poco de aceite si es necesario y rehogamos los dientes de ajo triturados o cortados muy menuditos, añadimos el tomate triturado, la sal, la pimienta, el pimentón picante y la Cayena más las hierbas aromáticas cortadas muy finitas o en su defecto hierbas aromáticas secas.
  6. Freir nuestra salsa de tomate 10 minutos, dejar enfriar en un bol.

Montaje de la Pizza:

  1. Enharinar la mesa de trabajo y poner la masa para estirarla con las manos, si queremos acelerar el proceso de estirado, lo mejor es coger un rodillo. Dar la forma que más os guste, redonda o rectangular.
  2. Ayudaros del rodillo para trasladar la masa a la bandeja. Lo mejor es estirar la masa sobre un papel de horno donde coceremos la Pizza.
  3. Una vez estirada la masa es cuestión de ir poniendo los ingredientes:
  4. En primer lugar la salsa de tomate casera, encima un puñado generoso de queso de fundir, mejor mozarella, pero sirve cualquiera.
  5. Pondremos las tiras de cebolla y las de pimientos y encima las tiritas de pechuga fritas, añadimos otra capa de queso y espolvoreamos un puñado de hierbas aromáticas por encima, en mi caso han sido secas o deshidratadas, estas nunca me faltan aunque hay mucha diferencia de sabor con las frescas.
  6. He añadido un chorrito de Aceite de Oliva Virgen Extra por la Pizza y al horno precalentado a 190º

Añadir Cayena y Pimentón picante a la salsa de tomate es opcional, es lo tipico de la cocina Mexicana pero si hay niños no es aconsejable, en casa nos gusta pero con moderación.

Aquí os dejo el enlace al resto de Pizzas que tengo en el blog

Estaba buenísima, acompañada por una ensalada de lechuga Trocadero tierna, con vinagreta de aceite de Oliva v. e. y vinagre de Módena y para beber nada como una Cerveza Coronitas, como no.

Espero que os decidáis a probarla, seguro que os encanta, espero vuestros comentarios.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Croquetas de gulas

CROQUETAS DE GULAS

En cada casa o familia, siempre, como las croquetas de la madre o la abuela no hay ninguna, pero parece que se han puesto de moda y ahora encuentras bares de tapeo especializados en croquetas, con todas las mezclas posibles y con diferentes resultados de exito.
Por eso ahora el personal va de propio a las zonas y bares de tapeo a probar este bocado, convertido en tapa de lujo, están ricas pero el precio que les aplican también es de lujo.

Mi madre las hacia estupendas con la carne del cocido o caldo y con huevo duro, bueno, pues cuando era pequeña a mí no me gustaban, prefería las que nos hacia Sor Margarita en el colegio, que llevaban mucha bechamel espesa y poquita carne.

Para mi madre aquello era un agravio pero solo fue en la niñez ,cuando crecí pude valorar que las de ella eran estupendas. A mí me ha pasado lo mismo con mis hijos. Cuando eran pequeños solo querian las congeladas que solo llevan harina con sabor, pero crecieron y también han sabido apreciar, que como las de su madre no hay ninguna.
Mi curiosidad me ha llevado muchas veces a mezclar cosas, como en el “Arroz a la Yaquelim,” con lo queda en la nevera, o con alimentos que creo que quedaran bien y siempre gustan, desaparecen de la fuente rapidamente.

En otro post seguiré hablando de la historia de las croquetas pues tengo una colección de ellas y las iré poniendo en días sucesivos.
Las de hoy son bien sencillas, pero están muy ricas.

Ingredientes:

  • ½ litro de leche
  • ½ litro de caldo de pescado de huesos de rape
  • 120 gr. de mantequilla
  • 130 gr. de harina
  • Sal, pimienta blanca y nuez moscada
  • 1 diente de ajo
  • 1 cayena
  • 1 bandeja de gulas

Elaboración:

  1. En una sartén freír el diente de ajo cortado muy menudito y la cayena, añadir las gulas, dar unas vueltas y reservar quitando la cayena.
  2. Para la bechamel, empezamos poniendo la mantequilla en la sartén y cuando empiece a freír, a hacer burbujitas añadimos la harina, removiendo para que se mezcle bien y se fría con la mantequilla.
  3. Añadir el caldo de pescado y la leche e inmediatamente remover con un batidor continuamente para evitar que se pegue al fondo.
  4. Comprobamos el punto de sal, añadimos más si hace falta, un toque de pimienta blanca y la nuez moscada, para mí indispensable.
  5. Cuando lleve 10 minutos la bechamel cociendo añadir las gulas y seguir cociendo 10 minutos más.
  6. La bechamel debe cocer 20 minutos para que tenga el espesor necesario y para que no quede sabor a harina cruda.
  7. Pasar la pasta a una fuente y pasar un trocito de mantequilla por encima, para evitar que se haga un velo o costra que haría que la pasta estuviera más dura en la primera capa.
  8. Dejar enfriar la pasta.
  9. Pasar a formar las croquetas, la manera más rápida de hacerlas es rellenando la pasta en una manga pastelera, cortamos la punta de la manga y formamos rollos encima de la tabla de cocina bien enharinada.
  10. Cortamos el tamaño que más nos guste y las pasamos por harina, huevo batido y pan rallado. Freir las que vayamos a consumir en el momento.
  11. Para guardar las que no vamos a consumir, ponerlas en la tabla de cortar o en una bandeja rigida y meter al congelador.
  12. Cuando estan congeladas meterlas en una bolsa de congelación y poner en una etiqueta, la especialidad y la fecha de congelación, así no habra equivocaciones si teneis croquetas de varias clases en el congelador.

Merluza rellena de Gambas y Salmón con Salsa Americana

 En otras muchas ocasiones he hecho Merluza rellena y debo confesar que siempre utilizaba la misma receta, la de gambas y setas,pero esta navidad decidí cambiar el relleno sobre la marcha, con las cosas que tenía en ese momento.El relleno consiste en un paté de salmón, lonchas de salmón marinado y gambas, y el resultado en la cena de Noche-vieja, fue un éxito.

Hoy he pensado repetir la receta, para colgarla en el blog, así que espero que os guste.

El paté de salmón lo hago, aprovechando la carne que queda pegada a la espina, cuando lo cortas en libro para hacer el salmón marinado, y los recortes que le hago al lomo para dejar un corte limpio de grasa y recto para hacer el salmón marinado.

Paté:

Cuezo los recortes de salmón con un trocito de puerro, y sal. Cuando está cocido lo escurro y lo bato con dos filetes de salmón marinado, para potenciar el sabor y también añado dos palitos de cangrejo, 2 cucharadas de nata, sal y pimienta blanca, y ya tenemos un paté para untar en tostaditas o para hacer unas croquetas.

Espero que os guste.

 

Ingredientes:

  1. 1 merluza o pescadilla abierta como un libro
  2. Pate de salmón
  3. Lonchas de salmón marinado
  4. 8 gambas grandes
  5. Aceite de oliva virgen extra
  6. Sal, pimienta, perejil.

Salsa Americana:

  1. 50 ml. Aceite de oliva virgen extra
  2. 1 Chalota
  3. 50 gr de cebolla de Fuentes (tierna y dulce)
  4. 1 zanahoria
  5. 1 diente de ajo
  6. 1 chorrito de vino blanco
  7. 1 vaso de fumet de pescado
  8. 2 tomates grandes y maduros
  9. Las cabezas de las gambas del relleno
  10. 2 gambas enteras
  11. 1 copita de coñac
  12. sal, pimienta blanca
  13. Cayena (opcional)
  14. 1 cucharada de harina
  15. 1 bouquet garní (perejil, tomillo, romero, laurel)
 

Elaboración de la Merluza:

  1. Colocar la merluza abierta en la tabla, y salpimentar.
  2. Poner unos filetes delgaditos encima de los lomos de la merluza.
  3. Extender una capa de paté de salmón encima.
  4. Limpiar las gambas y abrirlas en dos láminas, quitando el intestino.
  5. Colocar las gambas por toda la merluza.
  6. Plegar un lomo sobre el otro y colocar la merluza en una bandeja de horno.
  7. Salpimentar y poner por encima aceite de oliva v.e. y un vasito de vino blanco.
  8. Meter al horno a 180º
  9. Tiempo de horno, 35 minutos, si es muy grande hasta 45 minutos.

Elaboración de la salsa:

  • Cortar en brunoise la chalota, la cebolla, la zanahoria y el diente de ajo, rehogarlo en el aceite caliente y añadimos un bouquet garní o las hierbas sueltas, (perejil, tomillo, hoja de laurel, romero).
  • Agregamos el vino blanco y dejamos que de un hervor.
  • Agregar el tomate cortado en cubos sin piel ni pepitas y dejamos cocer 15 minutos aproximadamente.
  • Retirar y deshechar el bouquet garní.
  • En otra sartén saltear o freír las gambas y las cabezas de gamba, añadir una cucharada de harina y rehogar, para freír y mezclar bien la harina.
  • Cuando están fritas, apagar la campana extractora de humos, añadir el coñac y con una cerilla prenderle fuego.
  • Una vez que la llama queme todo el alcohol, añadir un poco de fumet a las cabezas de gamba y añadir todo a la salsa de tomate, mezclarlo todo.
  • Pasar todo junto por la batidora o el robot que tengamos en casa.
  • Utilizar un colador grande o el chino, (yo prefiero el colador, pues es de agujero mas fino) ayudadandoos de un cazo o de la mano del mortero.
  • Hay que apurar lo máximo posible, para sacar todo el jugo o salsa posible.
  • Dejar cocer la salsa otros 15 minutos más y si queda demasiado espesa rectificarla añadiendo más fumet.
  • Nos quedara una salsa espesa, con cuerpo y un sabor excelente.

Yo os aconsejo hacer el doble de cantidad de salsa, y la que sobre guardarla en el congelador para otros pescados. Le va bien al bacalao fresco, pero yo con lo que más la hago es con el rape, resulta un plato exquisito.

Marmitako

La receta de hoy, es clásica en todos los blogs en esta época del año, pues es el verano cuando se pesca el bonito y cuando mejor se degusta este plato tan tradicional y marinero, típico de la cocina Vasca y Cántabra.
Soy adicta al Marmitako desde Abril de 1976, año en que mis suegros me regalaron un libro de cocina llamado Recetario practico de la cocina, de Salvat,pues sabían ya de sobras mi afición por la buena cocina, con una dedicatoria muy bonita que decía:

No es que esto quiera decir,
Que no aprendiste a guisar,
Esto es regalo, cariño
Que no se puede olvidar.

Con regalos y dedicatorias como esta, quien no se anima a superarse en la cocina ¿verdad?
De todas las recetas de este libro, a la única que he seguido fiel es a la del Marmitako, a pesar de su contundencia como plato y a pesar del calor del verano, que aconseja dar al cuerpo alimentos más frescos y ligeros, no falta nunca en mi mesa en este tiempo, es cuando más nos apetece.

 

Ingredientes:

  1. 1kg. ½ de patatas
  2. 1 kg. de bonito
  3. ½ cebolla de Fuentes
  4. 2 dientes de ajo
  5. 1 pimiento verde
  6. ½ pimiento rojo
  7. 3 ñoras
  8. 3 tomates rojos y maduros
  9. 3 cayenas o pimentón picante
  10. 1hoja de laurel
  11. Pimienta blanca
  12. sal
  13. Aceite de oliva virgen extra
  14. 2 litros de fumet

Elaboración:

  • Comenzar cortando los vegetales en brunoise.
  • Pelar las patatas y reservar.
  • En una sartén poner un vasito de aceite del tamaño de los de vino.
  • Añadir la cebolla y los pimientos, y rehogar a fuego bajo para conseguir que pochen sin quemarse.
  • Cuando están pochadas añadir el tomate pelado y despepitado, cortado en daditos pequeños y seguir rehogándolo 10 minutos o hasta conseguir una salsa espesa.
  • Añadir la carne de las ñoras, o 1 cucharada de pasta de pimiento choricero y remover hasta conseguir que quede bien integrada en la salsa.
  • Añadir las patatas cortadas en trozos y rehogar para que queden bien impregnadas de la salsa, añadir el fumet de pescado.
  • Dejar cocer hasta que queden blanditas, en ese momento añadir los trozos de bonito.
  • Mover la cazuela y taparla, dejar cocer 3 ó 4 minutos, apagar el fuego y dejar que el bonito se haga con el calor residual del fuego para que quede jugoso por dentro.
  • Debe quedar una salsa algo espesita.

La preparación de los ingredientes puede llevarnos unos 20 minutos y la cocción unos 35 minutos aproximadamente.

Buen provecho, este Marmitako se lo merece.