Tag Archives: Mantequilla

Cupcakes de chocolate para Hallowen

Cupcakes de Chocolate para Halloween

Esta es mi aportación al mundo de los Cupcakes, para ello he elegido la receta de Cupcakes de chocolate de Alma Obregón, Rosa, de Cupcakes home, me la aconsejo y realmente está de miedo.

Los hice para el puente del 1 de Noviembre pero como en otras ocasiones, ha sido una semana de muchas cosas por hacer y todavía no la había subido al blog, quiero aunque sea con retraso, sacarla a la luz y que quede en el blog para todo el que la quiera ver.

Creo que puede servir para cualquier fiesta dedicada al terror o historias de fantasmas entre amigos, en cualquier época del año.

Cupcakes de Chocolate para Halloween

Ingredientes:

  1. 120 grs. de mantequilla
  2. 140 gr. de azúcar glass (siempre uso azúcar glass, se mezcla más rápidamente con la mantequilla)
  3. 2 huevos
  4. 2 cucharadas y media de cacao en polvo y sin azúcar, en este caso he utilizado el de Valor
  5. 1 cucharadita de extracto de vainilla
  6. 70 ml. de leche
  7. 115 gr. de harina
  8. 1 cucharadita de levadura química (tipo Royal)

Elaboración:

  • Precalentar el horno a 160º y colocar ya loas capsulas de papel para los Cupcakes
  • En un bol o jarra medir y mezclar la leche con el extracto de vainilla.
  • En un bol tamizar la harina junto con la levadura química tipo Royal y el cacao en polvo.
  • En un bol estrecho pero hondo batir  la mantequilla con el azúcar glass, hasta que quede cremoso.
  • Añadir los huevos de uno en uno para que quede la masa homogénea.
  • Seguidamente añadir la mitad de la harina con el cacao, batir para mezclar bien.
  • Añadimos la leche, batimos y añadimos el resto de la harina.
  • Repartimos la mezcla en las capsulas de papel llenando las dos terceras partes de la capsula.
  • Hornear en torno a los 22-24 minutos. Para saber si están bien cocidos pinchar con un palillo, al salir debe salir limpio.
  • Sacar del horno y dejar templar en la bandeja 5 minutos más, seguidamente pasaremos a una rejilla para que terminen de enfriarse.

Decoración de los Cupcakes

Buttercream de vainilla para 7 Cupcakes:

  1. 125 de mantequilla
  2. 160 gr. de icing sugar en caso de no poder encontrarlo en tienda, añadir azúcar glass
  3. 1 cucharadita de vainilla
  4. 3 cucharadas de leche semidesnatada
  5. Colorante en gel de Wilton de color naranja
  6. Colorante en gel de Wilton de color negro

Elaboración:

  • En un bol tamizar el icing sugar o el azúcar glass y añadimos la mantequilla sin sal, el extracto de vainilla y la leche.
  • Cubrir el bol  de la batidora con un paño para evitar que el icing sugar nos salpique al empezar a batir, batiendo a velocidad baja durante un minuto si nuestra batidora lo permite.
  • Subir la velocidad y batir 5 minutos más, la buttercream se volverá casi blanca y debe quedar una textura cremosa.
  • Para teñirla se usan colorantes en pasta, nunca líquidos.
  • En este caso he dividido la buttercream en dos boles y he añadido los diferente colores de poco en poco para controlar el color.  Dejarla unos minutos y veréis como sube el color.
  • Poner la buttercream en mangas pasteleras y adornar los Cupcakes con boquilla rizada y de boca ancha, añadir unos caramelos relacionados con Halloween o en otras épocas del año con flores de fondant o cualquier adorno que os guste.

Espero que os gusten, están muy buenos, pero hay que comerlos con moderación; llevan mucho azúcar y mantequilla, dos productos que aportan muchas calorías aunque esto tiene solución, una hora de deporte eliminará el exceso de calorías y podréis dar un gusto al paladar de vez en cuando.

Espero que os gusten

 

 

Buñuelos con crema Pastelera

 Buñuelos rellenos de Crema Pastelera 008

Una de las especialidades dulces de estas fechas son los Buñuelos, famosísimos en la repostería casera y en las  Pastelerias.

Los hay de muchísimas maneras y prometo que os dejaré todas las recetas  que voy conociendo, iré haciendo pruebas y subiré  al blog, las que más me gusten.

Estos son los primeros buñuelos que hago en casa despues de la grave quemadura que tuve en la mano derecha este invierno, me  había prohibido mi familia que volviera a hacer churros o buñuelos, pero decidí hacerlos sin que lo supieran y  prepararme unos tupidos guantes, para frenar los ataques de cualquier buñuelo asesino, que pretendiera reventarse y provocar un desastre en mis queridas manos.

Para mi gusto y el de mi familia, están muy buenos con su sabor a limón y vainilla tanto que han desaparecido en el día, pero no importa pues he preparado un buen surtido de dulces para estos tres días de fiesta, los iré colgando durante este fin de semana.

Elaboración:

  1. 15 gr. de Mantequilla
  2. 125  gr. de Agua
  3. 1 pizca de sal
  4. 20 gr. de Azúcar
  5. 1/2 cucharadita de azúcar avainillado
  6. La piel rallada de medio limón
  7. 65 gr. de Harina
  8. 2 huevos
  9. Aceite de girasol sin sabor para freir
  10. Azúcar para envolver los buñuelos

Elaboración:

  • Poner en un cazo el agua, la mantequilla, la pizca de sal, el azúcar de normal y el azúcar avainillado más la ralladura de la piel del limón.
  • Llevarlo a ebullición, cuando empiece a hervir añadir la harina de golpe, toda a la vez  y sin retirar el cazo del fuego mezclar y remover con una cuchara de madera hasta que la masa se despegue de la pared del cazo, recordar esto es para que la masa quede bien cocida.
  • Retirar el cazo del fuego y esperar a que la masa este tibia, en ese momento añadiremos los huevos de uno en uno hasta que el primero no este integrado en la masa, no añadiremos el segundo y así sucesivamente en el caso de que tuviéramos que añadir más huevos.
  • Una vez que ya tengamos la masa de buñuelos bien batida, taparemos con papel film y dejaremos reposar 45 minutos, la masa ya estará fría, tendrá más consistencia y entonces ya pasaremos  al siguiente paso, que es freírlos.
  • En un cazo hondo pondremos el aceite de girasol o semillas (aceite sin sabor), a fuego medio-bajo, cuando este caliente añadiremos la masa formando bolas con dos cucharas, no echar muchos de la vez para que tengan espacio y se den la vuelta solos mientras se fríen.
  • Con cuidado de que no salpique el aceite, moverlos y darles la vuelta con un tenedor o pinzas largas, tienen que quedar fritos por igual por todas caras.
  • Cuando se añade la masa a la sartén o cazo, esta bajara al fondo y poco a poco subirá a la superficie ella sola, poner mucha atención, pues los buñuelos se abren y podría salpicar el aceite en ese momento.
  • Una vez fritos retirar de la sartén , depositarlos sobre papel absorbente unos segundos y de inmediato pasarlos a un plato con azúcar para envolverlos en el.

Ya están los buñuelos, ahora nos falta rellenarlos con la crema Pastelera,  aquí encontrareis la receta.

Para rellenarlos hay que cortarlos, pero yo os aconsejo que compréis una manga pastelera con boquilla larga y estrecha para rellenarlos sin abrirlos es muy cómodo y se rellenan de manera más rápida  y limpia.

 

 

 

Croquetas de ternera guisada

 

Croquetas de Ternera guisada

!Aquí no se tira nada!  esta es mi máxima desde que soy ama de casa, lo que no se consume en la comida principal se guarda en el congelador hasta que se necesita para una cena o para darle una segunda vida ya sea en unas croquetas, empanadillas e incluso canalones, por eso traigo estas Croquetas de ternera guisada.

En esta ocasión, la ración que quedo esta semana del guiso de ternera fue al congelador y hoy se transforma en unas sabrosas croquetas que tanto nos gustan y que tanto juego dan en nuestros menús, en cualquier momento que se presenta más comensales de los que habitualmente hay en casa o que cuando vienen los hijos a casa se llevan alguna bolsa de las que hay congeladas.  Sea para la cena, sea para unas tapas para entretener el hambre hasta la hora de la comida, siempre tengo en el congelador croquetas caseras.

La receta que traigo hoy es la de la Ternera en Menestra,  la encontrareis pinchando aquí es una receta clásica, la ternera se guisa con cebolla, ajos, zanahorias, guisantes y vino de hierbas o coñac, pero a vosotros os servirá cualquier guiso que hagáis ya sea de ternera, pollo etc….

Ingredientes para la bechamel:

  1. 60 gr. de mantequilla.
  2. 60 gr. de harina.
  3. 550 ml. de leche.
  4. Sal, Nuez moscada.

Elaboración:

  • Poner  una cazuela o sartén a fuego suave e introducir  la mantequilla. Cuando esta empieza a fundirse  se agrega la harina, mezclarla  bien hasta que quede perfectamente integrada.
  • Rehogarla un poco y añadir  la mitad de la leche (yo la añado fría) poco a poco, sin dejar de remover con una varilla, hasta conseguir una crema homogénea.
  • Verter el resto de la leche en 2 veces, sin dejar de remover. Añadir la sal a vuestro gusto y rallar un poco de Nuez moscada.  Cocina  la salsa a fuego suave durante 10 minutos.
  • Añadir la ternera picada, ya sea con cuchillo o con una picadora.  Seguir cociendo y removiendo sin parar la salsa con la carne 5 minutos más.
  • Cuanto más tiempo la cocines, más suave y rica quedará; estos tiempos de cocción son necesarios para que la harina cueza perfectamente y no tengamos la sensación de comer harina cruda.
  • Volcar la masa de croquetas en un plato o fuente y poner un poco de mantequilla por encima, para evitar que al enfriarse  la masa, esta se seque.
  • Para formar las croquetas se puede utilizar la técnica de toda la vida, ayudándonos de dos cucharitas y la mano, o bien, se puede poner la masa en una manga pastelera.
  • Si utilizáis la manga pastelera, hay que preparar una bandeja grande, esta se espolvorea con un poco de harina.  Cortar la boca a la manga  pastelera y poner la masa sobre la bandeja formando unos churros con la masa.
  • En este punto yo añado un poco más de harina por encima y con un cuchillo marco la longitud de las croquetas, las corto y arreglo un poco las puntas, paso las croquetas por harina, huevo y pan rallado y ya están listas para guardar en el congelador o freírlas directamente.
  • A la hora de proceder a congelar  las croquetas, estas deben colocarse en una superficie plana como una tabla de cortar, por ejemplo, esto hará que no se deformen en el momento de congelación.  Después se guardan en bolsas  con cierre hermético.

Espero que os gusten es un plato tan clásico que quien no sabe hacer croquetas? ya sabéis, una Salsa Bechamel y el relleno, lo que se os antoje.

Feliz Domingo

 

Clafoutis

 

Por fin, he podido hacer la primera tarta de cerezas o Clafoutis de la temporada. La cereza es una de las frutas que más nos gustan y es, traerlas a casa y al salir a la mesa desaparecen rápidamente, tanto que hasta que puedo conseguir hacer un Clafoutis puede ser al final de la temporada, cuando ya están saciados de comer las cerezas frescas.

La receta de Clafoutis de cerezas es muy sencilla, es un batido de leche, huevos, harina, mantequilla y la fruta , es como  una masa para creps  y con 25 ó 30 minutos de horno lista.  Su
procedencia es francesa, concretamente de Lemosín (Limousin), región de la parte occidental del macizo central que debe su nombre a la capital regional, Limoges.   Clafoutis proviene del occitano Clafotís (del verbo clafir que significa rellenar), y es que  las cerezas rellenan la tarta y la masa de la tarta rellena los huecos que dejan las cerezas.  El Clafoutis se extendió  por toda Francia durante el siglo XIX, adquiriendo una gran popularidad.

Como es natural algo tan exquisito no podía quedar encerrado en su lugar de origen y actualmente se conoce y se elabora en cualquier rincón el mundo.

Además de la Clafoutis, en la misma región francesa se originó la flognarde o flaugnarde, es el mismo tipo de tarta pero en lugar de cerezas se elabora con otras frutas, siendo las más habituales las manzanas y las peras, posteriormente se han añadido a este tipo de tarta las ciruelas, las fresas, las moras, los melocotones.  Podemos hacer la tarta flognarde con la fruta que deseemos, pero hay un principio básico: la fruta que elijamos no debe ser rica en agua, así evitaremos sorpresas desagradables a la hora de hornearlas.

Aquí en Aragón tenemos zonas donde se recoge una cereza excelente de primera calidad, en Bolea (Huesca) se celebra la Feria de la cereza y este año se ha celebrado por primera vez unas Jornadas gastronomicas dedicadas a la cereza , Aragón es la segunda comunidad autónoma con más hectáreas dedicadas a la producción de fruta en -unas 38.000 hectáreas-, distribuidas en Valdejalón, Calatayud, Aranda, Caspe, Bajo Aragón, Matarraña, Bolea y  La Litera, y la primera que más kilos de cereza produce, según nos cuentan en el Heraldo de Aragón.

Gracias a  la calidad de nuestras frutas y para conservar algunas de ellas todo el año, se crearon las frutas de Aragón; como muchos sabéis, son trozos de fruta que una vez conservados en azúcar, se envuelven en un baño de chocolate y llegan al consumidor en las ya conocidas barquillas de madera, no hay viajeo que venga a Zaragoza que no lleve a sus familiares una de esas preciadas barquillas.

Ingredientes:

  1. 500 gr de cerezas maduras
  2. 3 huevos grandes
  3. 125 gr. de harina
  4. 100 gr. azúcar glas
  5. 60 gr de mantequilla
  6. 40 ml. leche
  7. Unas gota sde extracto de vainilla o bien una vaina de vainilla
  8. una pizca de sal

Elaboración:

  • Lavar las cerezas, retirar el rabito y sin quitarles el hueso ponerlas en un bol con 50 gr. de azúcar, removerlas para que quede bien repartido y dejarlas reposar 30 minutos.
  • engrasar con mantequilla un molde o tartera de Pirex o porcelana, apto para el horno.
  • Batir los huevos con el azúcar en un bol, añadir poco a poco y con un tamizador la harina,  la pizca de sal,la leche,  la mantequilla y las gotas de vainilla o vaina de vainilla.
  • Mezclar hasta conseguir una crema fina y sin ningún grumo, dejar reposar el batido tapado una media hora.
  • Precalentar el horno a 180ºC
  • Añadir las cerezas al molde engrasado y volcar la masa encima, controlar que la masa penetre por todos los huecos que hay entre las cerezas y meter al horno.
  •  En mi horno necesitó 25 minutos.
  •  Según el horno que utilicéis  puede llegar a necesitar hasta 35  ó 40 minutos.
  • Cuando esté la tarta fría, añadir azúcar glass por encima y servir.
En esta ocasión he deshuesado las cerezas por una razón muy sencilla, la comodidad de morder sin correr el riesgo de romperte un diente ante la posibilidad de de un mordisco mal dado.
En Francia las Clafoutis se hacen con las cerezas enteras, con hueso, ya que este hecho hace que mejore y se refuerce el sabor de la fruta y por tanto el sabor de la tarta, así que dejo a vuestra elección el hecho de poner las cerezas con o sin hueso.
Esta tarta sencilla y rápida de hacer, es un regalo para el paladar, si sois muy dulceros os recomiendo añadir 25 gr. más de azúcar.
Próximamente, probaré con una Flognarde de manzana, os espero.

 

Coca de San Juan con crema pastelera y frutas confitada

 

Un año más celebraremos a nuestra manera la noche de San Juan, el solsticio de verano, una  noche mágica y llena de rituales, la noche del fuego, el agua y de la planta y flor llamada Verbena, planta que recogían las chicas que estaban enamoradas o casaderas a las doce de la noche seguras de esa noche encontrarían o serían correspondidas en el amor por el hombre deseado o que las parejas ya hechas confirmarían y afianzarían su amor.

Esta noche de San Juan se celebra desde la antigüedad, los antiguos Celtas celebraban un festival llamado Alban Heruin en el que celebraban el instante en que el sol se hallaba en máximo esplendor ya que ese día es cuando más tiempo esta en el cielo cuando más horas de luz hay y creían que era para mostrar su poder a los hombres.

Desde la antigüedad se encendían grandes hogueras para atraer la bendición del Sol a los hombres, animales, a la tierra y sus cosechas e incluso esa noche se hacían rituales para obtener pareja o conservar la que se tiene como decía antes.

Recuerdo que de niña, entre los cuentos o historias que me contaba mi tía María había una en que decía que las chicas jóvenes tenían que salir el día de San Juan al amanecer a coger la flor de la verbena o Sanjuanada y pasarla por su cara para que el rocío  de la flor las hiciera más hermosas, bonita historia o cuento ¿no creéis? una leyenda más sobre este día mágico.

Ya en mi juventud viví las primeras verbenas y comí las primeras cocas en un sitio encantador como es Cambrils, en Tarragona, y años después en Badalona y Barcelona con amigos y compañeros de trabajo y es maravilloso ver como una ciudad tan enorme vive esta noche al máximo, en familia o con los amigos, animando la noche con sus petardos, con el cava que corre como el agua y sobre todo con sus tradicionales Cocas, aquí os dejo el enlace a una de cabello de ángel y piñones que esta en el blog .

Estoy muy contenta con la coca de este año, aunque la fotografía no le hace justicia, ha salido del horno a las 16.00 horas un peso de 800 gr. y solo queda para el desayuno del lunes, así que ya sé lo que me toca, volver ha hacer otra coca.

Con estos ingredientes se consigue 1,150 gr. de  masa, la Coca pesa 800 gr. y he retirado 350 para hacer unos suizos.

Ingredientes:

Prefermento:

  1. 140 gr. de harina
  2. 20 gr. de levadura
  3. 80 ml. de agua templada

Elaboración:

Mezclar en un bol los ingredientes y amasar hasta formar una bola, dejar leudar tapado hasta que doble su tamaño.

Ingredientes de la Coca:

  1. La masa madre o prefermento
  2. 90 gr de azúcar
  3. 75 ml. de leche
  4. 20 ml. de anís
  5. 3 huevos
  6.  La ralladura de un limón
  7. 10 gr de sal
  8. 425 gr. de harina de fuerza
  9. 90 gr. de mantequilla a temperatura ambiente
  10. 10 gr. de levadura (opcional)
Para la cobertura de la Coca:
  1. 250 gr. de crema pastelera (receta  aquí)
  2. Frutas escarchadas
  3. anís en un pulverizador

Elaboración:

  • Añadir en la cubeta de la panificadora o robot la leche, el azúcar, el anís, la masa madre, la ralladura de limón y se pone a funcionar en el programa 7
  • Se van añadiendo los huevos batidos poco a poco, cuando ya tenemos incorporados los huevos vamos añadiendo la harina con la sal, una vez este todo mezclado parar la máquina y dejar reposar 10 minutos, para que la harina se hidrate.
  • Volver a poner en funcionamiento la panificadora y amasar todo 10 minutos y entonces añadir la mantequilla.
  • Cuando tengamos la mantequilla bien integrada en la masa, añadir si queréis los 10 gr de levadura que he puesto al final.
  • La coca fermentara bien con la masa madre o prefermento, pero le costara un poco más de tiempo; si queréis que el tiempo de elaboración sea más corto entonces añadir los 10 gr. indicados al final de la formula..
  • Sacar la masa a la mesa y poner un poco de aceite en vuestras manos ya que la trabajareis mejor, bolearla y  colocarla en un bol untado de aceite y taparla, dejarla reposar 30 minutos.
  • Sacarla del bol, cortar un papel especial para panificación a la medida de la bandeja de horno y colocarlo en la mesa, sobre el estirar la masa con un rodillo dando forma ovalada a la coca
  • Taparla y dejar que repose 10 minutos, pasado este tiempo pintarla con huevo batido y con el mango de un cuchillo o algo de forma redonda marcar sobre la masa en forma diagonal unas rayas creando unos rombos.
  • Sobre estos rombos poner la crema pastelera, añadir azúcar y fruta confitada al gusto dentro de los rombos, dejar que doble de volumen y meter a horno precalentado a 200º
  • Cocer 25 minutos, al sacar del horno todavía caliente pulverizar un poco de anís esto le da un sabor increíble.
Espero que la disfruteis, la Coca y sobre todo la noche, que el amor sea generoso con quien lo busque y que recojáis la flor de la Verbena, seguro que si lo hacéis con fe vuestros deseos se harán realidad.