Tag Archives: Patatas

Patatas con Jamón de Teruel y EspárragosTrigueros

Patatas con Jamón de Teruel y Espárragos Trigueros (3)

Nunca agradeceremos lo suficiente, a los Conquistadores de Ámerica, el regalo que trajeron al mundo conocido, las patatas.

Las patatas llegaron a España entre 1580 y 1585 y procedian de las regiones Andinas de America del Sur; llegaron primero a España y desde aquí se extendio su cultivo por toda Europa.

Este túbérculo tan humilde que ha sido comida de Reyes ( Luis XIII de Francia fué el primero en probalas e introducirlas en su dieta, más tarde Luis XVI implanto y popularizo su cultivo y consumo en toda Francia)  se convirtio en un alimento tan importante en la dieta de los Europeos que entre 1841 y 1851,   la plaga de “tizon tardío” o “Mildiu”  mato u obligo a emigrar a otros Paises a 2000.000 de personas solo desde Irlanda.

Si os interesa el tema lo encontraréis en este enlace https://es.wikipedia.org/wiki/Gran_hambruna_irlandesase h

Son versátiles y tienen un papel importante en la cocina,  de las más variadas formas y maneras.  En esta receta van cocidas y este guiso de Patatas con Jamón de Teruel y espárragos trigueros, es uno de esos platos de cuchara que harán las delicias de nuestra familia en estos días de frío.

Para los guisos de patatas estas deben llevar un corte especial, al que llamamos “patatas chascadas”. por si alguien se preguntara que es chascar las patatas hay que decir que es muy sencillo, Lo que tenemos que hacer es en lugar de cortar, partirlas rompiendo el final de cada trozo. Es decir, comenzamos el corte con el cuchillo y a mitad de este las “arrancamos” separándolas, empujando el final del trozo, en lugar de seguir cortando con el cuchillo.
Con este procedimiento ayudamos a que los estofados o guisos de patatas espesen gracias al almidón que contiene la patata liberándolo poco a poco durante el cocinado del guiso.

 

Ingredientes:

  • 1/2 kg. de Patatas
  • 1 manojo de Espárragos trigueros o verdes
  • 1 cebolla pequeña o 1/2 grande
  • 3 ajos tiernos
  • 50 gr. de Jamón serrano o ibérico
  • 1 vaso de vino (Manzanilla o Fino de Málaga)
  • 1/2 litro de agua
  • 50 ml. de nata de cocinar o leche evaporada
  • Aceite de oliva Virgen Extra
  • sal, pimienta blanca
  • Perejil

Elaboración:

  1. Pelar y cortar los espárragos en trozos y cocer hasta tenerlos al dente, reservar el caldo de coerlos para añadir a las patatas y sacar los espárragos a un bol con agua con hielos, dejar reposar.
  2. Cortar en brunoise la cebolla y los ajos tiernos y el perejil, resevar.
  3. Pelar las patatas lavarlas y “chascarlas” ya que por este procedimiento, sueltan el almidón que contienen y engordan el caldo o salsa del guiso, reservarlas.
  4. Comenzamos poniendo una cazuela al fuego con aceite de oliva virgen extra, sofreimos la cebolla, el ajo verde y el perejil que teniamos cortado, dar unas vueltas y cuando este pochado añadir el jamón cortado, rehogar y añadir las patatas, salpimentar.
  5. Seguir rehogando junto a la cebolla y ajos, añadir el vaso de vino Manzanilla o Fino, dejar evaporar el alcohol y seguidamente incorporar el agua de hervir los espárragos, deben estar cubiertas, dejar cocer hasta ver que las patatas están casi hechas.
  6. Añadir los esparragos y la nata o leche evaporada, (un par de cucharadas nada más) dejar cocer 5 minutos más. Rectificar de sal ai hace falta.
  7. Las setas las he pasado por la plancha nada más y las he colocado como complemento en este plato.
  8. Si tenéis otro tipo de seta más carnosa, podéis rehogarla y añadirla a las patatas el mismo tiempo que los espárragos
  9. Espolvorear el plato al servirlo, si se quiere, con un poco de cebollino cortado en brunoise.

Espero que os haya gustado esta receta, es fácil y os gustará

 

 

Pastel de Tortillas

PASTEL DE TORTILLAS 066

Aunque este Pastel de Tortillas  bien podría pertenecer a la etiqueta “A la Ya…quelim” no lo es, viene de muy lejos en mi recetario, años 70, vista en una revista dominical de un periodico, aunque debo decir que  los ingredientes y la presentación de este que véis aquí, no tienen nada que ver con aquel primer pastel de Tortillas.

No hay nada en la cocina que nos facilite y resuelva alguna cena improvisada como unas Tortillas, estas serán con cualquier alimento que se nos pueda ocurrir, desde las sobras de unas Verduras o Patatas asadas a unas Salchichas, Pollo asado o Pescado, en fin creo que los huevos, las patatas, el jamón y el pan hacen un fondo imprescindible de nevera y despensa y yo añadiría el tomate y las latas de conserva, en fin, todo un festín venga quien venga y a la hora que se le apetezca.

En este caso quiero aclarar que incluí la Tortilla de Bacalao porque en este momento tenía Bacalao desalado en el congelador.  Tengo la costumbre de comprar Bacalao entero y desalarlo en casa, para guardarlo en el congelador y poder utilizarlo cuando surge una receta o una situación en que este pescado nos apetece.

Ingredientes:

Para las Tortillas:

  • 9 Huevos (3 huevos para cada una)
  • 1 paquete de Espárragos Trigueros
  • 1 Manojo de ajos tiernos
  • 1/2 cebolla tierna mediana
  • 1 Pimiento verde Italiano
  • 1 ajo tierno
  • 1 cebolla tierna pequeña un manojito de perejil fresco
  • 300 gr. de Bacalao desalado
  • 1 Calabacín
  • 1 cebolla tierna
  • 1 patata mediana
  • Sal, Aceite de Oliva Virgen extra

Para decorar las Tortillas:

  • 1 bolsa de Brotes de ensalada
  • Gambas Langostineras o Langostinos cocidos
  • Esparragos Trigueros
  • Salsa Rosa
  • Pan de ajo casero

PASTEL DE TORTILLAS 068

Elaboración:

Primera Tortilla: Esparragos Trigueros y ajetes

  1. Pelar los espárragos trigueros, cortar y deshechar las puntas duras, cocer al vapor 3 minutos para ablandarlos un poco, sacar y reservar pues terminaran de hacerse en la sartén.
  2. Limpiar los ajetes, cortarlos en trozos pequeños junto a los espárragos trigueros. Rehogarlos en la sartén con aceite de oliva Virgen Extra, comprobar el punto de sal.
  3. Cuando estén pochados, escurrir el aceite sobrante (si lo hay) y volcarlos en un bol.
  4. Batir 3 huevos y añadirlos al bol de los espárragos y ajetes, estos deben estar tibios, para evitar que el huevo cuaje en el bol.
  5. Añadir la mezcla a la sartén y cuajar la tortilla por los dos lados a fuego medio, para que la tortilla se haga bien por el centro.
  6. Una vez cuajada la tortilla, sacarla de la sartén y pasarla a un plato y reservar hasta el montaje del pastel.

Segunda Tortilla: Cebolla tierna, Calabacín y Patata

  1. Cortar en láminas finas la cebolla, la patata y el calabacín con la mandolina, si no tenéis mandolina con cuchillo bien afilado.
  2.  Rehogamos todo junto en una sartén con aceite de Oliva Virgen Extra y cuando esté todo pochado, escurrir el aceite sobrante (si lo hay) y volcarlos en un bol.
  3. Batir 3 huevos y añadirlos al bol con la patata, cebolla y calabacín.
  4. Añadir la mezcla a la sartén y cuajar la tortilla por los dos lados a fuego medio, para que la tortilla se haga bien por el centro.
  5. Una vez cuajada la tortilla, sacarla de la sartén y pasarla a un plato, reservar hasta el montaje del pastel.

Tercera Tortilla: Bacalao desalado y Pimiento verde

  1.  Aquí os dejo el enlace a la elaboración de la tortilla de bacalao.
  2. Una vez cuajada la tortilla por los dos lados, sacarla de la sartén y pasarla a un plato, reservar hasta el montaje del pastel.

Montaje del Pastel de Tortillas:

  1. Colocar en el fondo de la fuente de presentación la tortilla de calabacín, ajetes y patata, cubrir con una ligera capa de lactonesa casera.
  2. Encima colocar la tortilla de bacalao y cubrir con un poco de lactonesa.
  3. Por último colocamos encima la tortilla de Espárragos trigueros y ajetes.
  4. Adornamos los bordes del Pastel de Tortillas con brotes de lechugas, y toataditas de pan de ajo caseras, aquí os dejo el enlace a la receta.
  5. Encima del pastel colocar las gambas cocidas y una cucharadita de Huevas de Mujol.

Como podéis ver es facíl y versatil, todo dependera de los ingredientes que queráis usar vosotras y vosotros.

Este pastel es ideal en verano como otros de los que hay en el blog, son aptos para meriendas y cenas informales e incluso cumpleaños, barbacoas y todo tipo de celebraciones, es apetitoso y atractivo a la vista y gusta a todo el mundo.

Espero vuestros comentarios, El Fogón Ilustrado y yo estamos en Facebook, Google+ y Pinterest.

 

 

 

 

 

 

Ensalada Alemana o Kartoffelsalat

 

Esta ensalada forma parte de mi recetario desde hace muchos años y gracias al Corte Ingles y no me paga por hacerle publicidad, así como lo estáis leyendo, en un día de esos que has invertido más tiempo del que debías en mirar otras cosas, termine en el mostrador de comidas hechas y como era verano y lo que más apetece es una ensalada, pues llegue a casa con una ensalada alemana, que gusto y que sigue gustando a todos.
Lo que hice cuando empece ha hacerla en casa, fue  adaptar la salsa a nuestro gusto, ya que las ensaladas que llevan patata cocida llenan mucho, si ademas le añades salchichas frankfurt añadirle una mayonesa la hace muchísimo más, por lo tanto la salsa que utilizo es una mayonesa como base pero aligerada para que resulte más fluida y ligera, “entre comillas” pues una de las opciones es añadir unas cucharadas de nata del 18%, claro, pero vamos con la receta.

Ingredientes para 4 personas:

  1. 4 patatas grandes
  2. 3 salchicas de Frankfurt
  3. 1 cebolla tierna
  4. 1 manzana golden
  5. 3 pepinillos agridulces alemanes
  6. jamon de york en cubos

Para la salsa:

  1. 2 tazas de mayonesa casera (lleva incluida la mostaza)
  2. 8 cucharadas de agua de cocer las patatas
  3.  8 cucharadas de nata liquida de 18% de grasa o de yogurt natural desnatado
  4. 1/2 cucharadita de eneldo
Elaboración:
  • Pelar y cortar las patatas en cubos grandes, cocer y antes de escurrir el agua reservar un vaso, después escurrir y dejar enfriar extendidas en una fuente.
  • Cocer las salchichas 3 minutos en agua, sacar y dejar enfriar, una vez frías cortar en lonchas gorditas y reservar.
  • Pelar y trocear la manzana en cubos y añadir un poco de limón para evitar que se oxide y reservar.
  • Cortar los pepinillos en rodajitas y la cebolla en cubos.
  • Mezclar todos los ingredientes en un bol y añadir la salsa, remover para mezclar bien los sabores o bien servir la salsa en un bol para que cada comensal se sirva la cantidad a su gusto.
  • También se puede servir solo con vinagreta suave.
Si utilizáis mayonesa casera, entonces debéis añadir una cucharada de mostaza al vaso de la batidora junto con el huevo y el aceite.

Si utilizáis mayonesa comprada, añadir una pizca de mostaza de Dijon, la que se llama Dijonnaise  de Maille, ya que  está mezclada con mayonesa y resulta un poco más suave que la normal.
Añadir 6 cucharadas de nata del 18 % de grasa o yogur desnatado y 8 cucharadas de agua de cocer las patatas, más 1/2 cucharadita de eneldo picado, seco o fresco, a vuestro gusto.

De esta manera la salsa no es tan espesa como una mayonesa normal y no se hace tan pesada la ensalada.  A disfrutarla, que por fin ya llego el calor y hay que probar cada día una ensalada diferente, aquí os dejo el enlace a las ensaladas del blog en total ya he almacenado 19 recetas.

Feliz fin de semana

 

Ensalada de cogollos multicolor

 

 

Aunque parezca que quedan muy pocas esperanzas de tener y disfrutar de un buen verano y  el tiempo sea pésimo con tantas lluvias y tormentas como la de ayer, hay que mantener la esperanza y  la ilusión, sobre este verano que parece un tanto huidizo pero que está a la vuelta de la esquina, a la vuelta de este fin de semana con el cambio de solsticio y esa noche mágica  de San Juan y para demostrarlo aquí traigo una buena ensalada, que nos ha sentado de maravilla y que abre oficialmente la temporada veraniega en mi cocina.

Es muy sencilla, sus ingredientes normalisimos de los que hay en todas las despensas y la elaboración muy rápida con la ventaja de que llena y puede gustar a todos.

Ingredientes para tres personas:

  1. 3 corazones de cogollos de Pudela
  2. 3 patatas medianas
  3. 1 cebolla tierna
  4. 1 tomate grande
  5. Palitos de Cangrejo o surimi
  6. Aceitunas negras de Aragón
  7. Aceitunas verdes rellenas
  8. 1 ó 2 latas de atún (al gusto)
  9. Sal Maldon
  10. Vinagreta  de vinagre de Módena

Elaboración:

  • Cortar en cuatro partes cada cogollo y sumergir en un bol con agua y vinagre para limpiar de cualquier resto de tierra o posibles bichos, mantener 15 minutos a remojo, aclarar bajo el grifo, escurrir  y reservar
  • Cortar las patatas en cuadros como para ensaladilla y cocer, colar y reservar.
  • Lavar y cortar el tomate en gajos y reservar.
  • Cortar la cebolla en pluma.
  • Cortar los palitos de surimi.
  • Montar la ensalada en una fuente redonda con los cogollos y las rodajas de tomate rodeando la bandeja, en el centro colocar las patatas cocidas y encima el atún.
  • Añadir las aceitunas y los palitos de surimi, en el centro colocar la cebolla en forma de flor, añadir las escamas de sal Maldon y la vinagreta de Módena

La vinagreta:

La proporción de aceite y vinagre es de 3 cucharadas de aceite por 1 de vinagre.

Yo la utilizo para cada dos comensales, es lo que yo uso para que no haya exceso de aceite, pero si  esta cantidad os parece exigua,  la aplicareis a vuestro gusto.

Es una ensalada de ingredientes normales, sencilla y rápida saciante al llevar la patata cocida y el atún, espero que os guste.

 

 

Barquitas de patata con escalibada de pimientos y huevo

 

Este mes el Recetario Mañoso ha puesto sobre la mesa las patatas como ingrediente de su e-book del mes de Mayo y es uno de los alimentos que más me gustan, mejor rendimiento da en la cocina y que nunca es rechazado por nadie, es muy versátil, hay mil y una maneras de prepararlas, ahora hasta hacemos recetas muy ricas de pan con este tubérculo que llego de tan lejos y que ha sido y es, una parte muy importante en la alimentación humana.

Por ese motivo y a última hora después de hacer mi pan de patata de Cella, me lié con un par de recetas que tuvieran la patata como ingrediente principal o algo parecido.

Las patatas rellenas es una de las cosa que llevo haciendo hace muchos años, rellenas de cualquier cosa, todo nos vale, pues siempre salen buenas y son bienacogidas.

Estas son para aprovechar unos pimientos que estaban buscando donde meterse y acompañándolas de un huevo, resulta una buena receta para una cena, siempre acompañadas de una ensalada verde como acompañamiento.   Es muy fácil hacerlas y el resultado es muy bueno

Ingredientes:

  1. 1 Patata por persona
  2. 1 pimiento rojo asado
  3. 2 pimientos italianos grandes y verdes, asados
  4. 1 cebolla tierna asada
  5. 1 cabeza de ajos asados
  6. 1 huevo por persona
  7. sal,
  8. aceite de oliva virgen Extra
  9. Reducción de vinagre de Modena

Elaboración:

  • Cocer las patatas en abundante agua, deben estar cubiertas, añadir sal y un chorrito de vinagre, este se añade al agua para que la patata salga entera, con este truco se evita que la patata al cocerse de deshaga y quede con mal aspecto.
  • Cocer 30 minutos, retirar del fuego y sacar el agua caliente, cortar la cocción pasándolas por el grifo de agua fría.
  • Poner en una fuente de horno los pimientos verdes y rojos, en la misma fuente se pone la cebolla envuelta en papel de aluminio y una cabeza de ajos sin pelar de igual manera, esto es para que no se quemen o se sequen durante el asado.
  • Dar la vuelta a   los pimientos para que se asen de igual manera por los dos lados.
  • Sacar del horno y tapar los pimientos con un papel o paño de cocina, con este truco conseguimos que la piel se levante por si sola al conservar la humedad que tienen.
  • Sacar la cebolla del papel de aluminio y cortar en tiras, reservar.
  • Sacar la cabeza de ajo de su envoltorio y sacar la carne asada del ajo simplemente apretando cada diente del ajo saldrá suavemente su carne, reservar.
  • Cuando tengamos las patatas casi frías cortaremos la tapa de encima y vaciaremos  la patata con una cuchara de café o un saca-bolas, añadimos sal y procedemos a rellenarlas con las hortalizas asadas dejando en el centro un hueco para verter un huevo.
  • Salpimentar, rociar de aceite con el spray y meter al horno hasta que cuaje el huevo.

Con los trozos de patata que he sacado del interior, he hecho un puré espeso, añadiendo 1 clara de huevo, aceite y dos dientes de ajo asados, sal, pimienta más  un toque de aceite de cayena .

Batirlo como si se tratase de una mayonesa y con una manga pastelera formar las patatas duquesa en una bandeja de horno,  poner bajo el gratinador, retirar cuando empiecen a coger color.

El resultado el de unas Patatas duquesa, pero sin yema de huevo y con un toque picante.