Tag Archives: Pimentón

Rancho Aragonés

  Hoy es día de fiesta en nuestra ciudad, hoy se celebra La Cincomarzada y se celebra con una fiesta al aire libre y una comida muy tradicional en esta tierra, el Rancho.
Voy a poneros en antecedentes con unos datos que os aclararan el porque de esta fiesta.

  La Cincomarzada recuerda lo que fue un fallido ataque carlista a la ciudad de Zaragoza, que tuvo lugar en este día de Marzo de 1838 en la denominada Primera Guerra Carlista,  en la que se enfrentaban los dos aspirantes al Trono de España, después de la muerte de Fernando II.
   Las tropas Carlista pretendieron ocupar una Capital de provincias como Córdoba, Castellón y Zaragoza tratando de demostrar que tenían un ejército fuerte y no eran una banda de guerrilleros, pero no tuvieron éxito en ninguna de estas Capitales.
  Atacaron Zaragoza creyendo que las tropas que había defendiendo la ciudad eran escasas o estaban debilitadas, pero la ciudad repelió el ataque con la misma valentía que demostró en la guerra de la Independencia de 1808 y gano en esta batalla, para su escudo, el título de “Siempre Heroica”.
  Después de la guerra, a partir de 1839, se empezó  a conmemorar y celebrar esta fecha como fiesta popular en la arboleda de Macanaz, a orillas del rio Ebro,  donde miles de ciudadanos acudían al parque del tío Jorge héroe de la guerra de la Independencia, a celebrar una comida campestre que recordaba la derrota de las tropas Carlistas a las cuales habían expulsado los propios ciudadanos.
  Se celebro hasta 1843 en que llegaron al poder los moderados y desapareció como fiesta oficial.  Pero los zaragozanos que habían sentido en sus carnes esta batalla, decidieron no renunciar a dicha fiesta y siguieron saliendo al campo en este día, provistos de comida y bebida, repitiéndose durante muchas décadas.
  Ya en el siglo XX y debido a la expansión de la ciudad, se añadieron como sitios de celebración otros lugares de la ciudad como el Cabezo Buenavista, La Almozara, la Estación Utrillas y otros más.
  Esta fiesta se suprimió en 1937 por la situación de guerra que había en el país, hasta 1977 que volvió a celebrarse.
  Desde entonces se viene celebrando en el Parque del Tío Jorge, en el barrio de El Arrabal, siendo una jornada lúdica y reivindicativa y siempre acompañada de mucho viento y sol, como hoy, con buena comida y espectáculos callejeros.
  En este día se elabora un plato llamado Rancho, debido a que se elabora en una sartén grande donde una vez terminado el guiso se sitúa en el centro de la mesa o del lugar donde se come y cada comensal armado de su cuchara se acercara y cogerá su parte de alimento, es un plato recio, contundente, que se elabora con productos procedentes de la matanza del cerdo, que como sabeis se realizaba en Noviembre o Diciembre y se guardaban secados al aire o en aceite para abastecer a las familias todo el invierno.   Esto es lo que consumían los hombres que trabajaban como pastores o los que trabajaban en el campo todo el día, de sol a sol.
  Plato que ellos mismos elaboraban en el lugar de su trabajo pues salían de casa muy temprano  a trabajar y no volvían hasta la noche a sus casas.
 Espero que os agrade la receta y el trocito de historia que os he relatado.
INGREDIENTES:
Para dos personas:
  1. 1 cuarto de conejo troceado
  2. 2 tiras de costilla de cerdo troceada (8 trozos)
  3. 2 trozos de longaniza
  4. 2 trozos de chorizo
  5. Bajo o falda de ternasco
  6. ½ cebolla picada menudita
  7. 2 dientes de ajo
  8. 1 pimiento verde
  9. 8 cucharadas de tomate frito, si es posible casero
  10. Si no tenéis salsa de tomate casera utilizar dos tomates grandes pelados y despepitados.
  11. 1 hoja de laurel, Perejil, Tomillo
  12. 1 punta de cuchillo, de pimentón picante.
  13. Agua, sal, Aceite de Oliva Virgen Extra
  14. Patatas 2 grandes
  15. Medio vasito de los de café de arroz.
  16. (Opcional: también se añaden caracoles ya cocidos previamente.  En esta ocasión no he puesto)
Elaboración:
  •   Salpimentar la carne, y cortar en brunoise las verduras, pelar las patatas y dejar metidas en agua hasta que las utilicemos.
  •   Poner aceite en una sartén honda u olla y freír los trozos de costilla de cerdo, las tiras de ternasco y los trozos de conejo.
  •   Cuando este la carne frita, añadir al aceite el chorizo y la longaniza dar unas vueltas en el aceite caliente y reservar con el resto de la carne.
  •   Añadir al aceite caliente las verduras, rehogar cebolla, ajos y pimiento y cuando estén pochados añadimos la salsa de tomate o los tomates cortados en cuadritos. Cuando tengamos hecho el sofrito, añadimos las carnes, una hoja de  laurel, una pizca de tomillo y agua caliente, dejar cocer 30 minutos.
  •   Añadir el chorizo, la longaniza y las patatas cortadas a trozos, mejor chasqueadas para que al cocer engorden o espesen  la salsa.
  •   Añadir más agua hasta cubrir las patatas, cuando lleven 15 minutos hirviendo, añadir el arroz, cuando tengamos el arroz cocido estará listo el rancho.
  •   Estos son los tiempos que yo utilizo para esta cantidad, cocinado en la vitro, lógicamente si lo hacéis en el campo con fuego de leña, es posible que los tiempos cambien y también depende de la clase de patata que hayáis elegido.
  •   Es un gran guiso que recomiendo lo hagáis, cuando estéis en alguna casa de campo, sobre todo si sois familia numerosa o un grupo de amigos. 
  Para acompañar este plato he elegido una botella de vino Enate de bodegas del Somontano Oscense, vino de uva Cabernet Sauviñon y Merlot de 2008, aunque este año lo hemos celebrado solos y en casa, lo hemos disfrutado con la misma alegría e intensidad que cada año, aunque con algo de nostalgia por otros años en que lo celebrábamos en familia, o con los amigos.

Bacalao con migas a lo pobre

 

Este Bacalao con migas a lo pobre ya me gusto cuando la vi por primera vez en la revista Comer y Beber del año 2001, me puse manos a la obra y la hice. Pero a pesar de que nos gusto mucho no sé porque no volví a repetirla, ni me acordaba de ella.
Pero como en casa somos entusiastas del bacalao siempre voy mirando recetas nuevas cuando quiero hacer algo con este pescado.
Esta vez fue mi marido el que pidió que la volviera a hacer y aprovechar para subirla al blog y aquí está.

Aunque no es fiel del todo a la receta original ya que el bacalao decía de cocerlo en agua y yo lo he confitado en aceite ya que resulta mucho más gustoso y no pongo puré de guisantes pues no le veo yo otro resultado que añadir color verde al plato.

La cocinera que la hizo es Pepa Romans de Ondara Alicante
La verdad es que vale la pena perder un poquito de tiempo porque está buenísima y porque me ha dado ideas de volver a repetirla con otros ingredientes.

Quiero deciros que las migas como creo que sabéis la mayoría, cada región las hace a su manera, hay muchas variaciones yo he hecho la versión pobre, la más básicas: Pan duro, cebolla y dos dientes de ajo y aceite de oliva Virgen Extra del bajo Aragón.
Vamos con la receta.

 

INGREDIENTES:

Para 2 personas
Migas:

  1. Pan duro
  2. Media cebolla tierna
  3. 2 dientes de ajo
  4. Aceite de oliva V.E.

Ingredientes para el resto de la receta

  1. 1 lomo de bacalao
  2. 1 pimiento morrón asado en casa
  3. 1 bolsa de Mezclum de ensaladas
  4. O brotes de ensalada
  5. 2 tomates medianos
  6. Sal, Pimienta, Pimentón
  7. Aceite de oliva virgen extra del bajo Aragón
  8. Pate de aceituna negra del bajo Aragón

Elaboración:

  1. En primer  lugar pondremos el pimiento morrón a asar. Cuando este asado sacarlo del horno y taparlo con papel para que sude y podamos pelarlo con más facilidad, cortarlo e tiras anchas y aliñarlo con aceite y sal, reservar y si no os apetece poner el horno en verano podéis utilizar pimientos del piquillo.
  2. Lavar las ensaladas escurrir y reservar.
  3. En segundo lugar trabajaremos el bacalao, pondremos un cazo con el aceite de Oliva Virgen y cuando lo tengamos a 70º meter los trozos de bacalao y procurar que el aceite cubra bien las piezas de bacalao para que se cocine todo por igual, apagar el fuego y se cocinara solo con el calor que le aporta el aceite.
  4. Pasados 15 minutos sacarlo y dejar que quede tibio mientras elaboramos las migas.

Las migas:

  1. En primer lugar os aconsejo que las migas las tengáis cortadas del día anterior.
  2. El primer paso será remojarlas.
  3. Si se trata de pan de barra normal con remojarlas media hora antes será suficiente, pero si las migas son de un pan Candeal u hogaza tipo de pueblo, tendríais que dejarlas a remojar unas horas antes ya que son panes con corteza y miga más consistentes.
  4. En una sartén ponemos el aceite y cuando esté caliente añadimos los ajos y la cebolla cortados, a mí me gusta menudito en brunoise, no me gusta encontrarme trozos grandes cuando las como.
  5. Rehogar la cebolla y el ajo y cuando empiece a tomar color añadir las migas remojadas y empezar a trabajarlas picándolas, ayudándonos de una rasera con la que daremos vuelta a las migas para que se empapen bien del aceite y a la vez las cortara para convertirlas en trozos pequeños .
  6. El punto de las migas es conseguir que pierdan bastante agua del remojado, que queden fritas pero no secas, deben tener cierto grado de humedad que les permita quedar sueltas, para mí me resulta fácil de hacer porque las hago bastantes veces, si os resulta difícil , eso será la primera vez nada más.

Emplatado:

  • Colocamos un aro en una esquina del plato, y ponemos en el fondo las migas, encima de las migas, el mezclun de lechugas, las tiras de pimientos y por último el bacalao.
  • Esto último a vuestro gusto, quitándole la piel podéis colocar la pieza entera si lo hacéis en molde cuadrado o separar las lascas y colocar en forma circular dentro del molde redondo.
  • Cortamos el tomate que servirá de guarnición, en forma de cesta y adornarlo con brotes de ensalada.
  • Como podéis ver en la foto coloque más ensalada en una esquina que aderece con aceite de pate de aceituna negra y el tomatito en la otra esquina.
  • El bacalao también lo aderece con aceite de Pimentón de la Vera e incluso puse un chorreón por el plato.

Es sencillo de preparar y esta muy rico, espero que os guste.