Tag Archives: Pollo

Sopa de Verduras, Pollo y Fideos

SOPA DE VERDURAS POLLO Y FIDEOS (2)

Preparar el menú de la cena es mucho más sencillo que el de mediodía, esta claro, muchas noches incluyo una sopa o crema de verduras, de lo que sea, nos encanta.  Además en estos días de Otoño e Invierno alegra el cuerpo, nos da el calor necesario para soportar los días lluviosos y húmedos en los que el frío te cala muy dentro.

Esta Sopa de verduras y Pollo es un básico de la cocina,pero ya sabéis que los ingredientes varian según existencias en el Frigorífico, puedes añadir Jamón de Teruel para dar un sabor más intenso, unos ramilletes de Brocolí, guisantes, no hay límite para los ingredientes.

El caldo de verduras hay que tenerlo preparado en el frigo o congelador si no es así, siempre está la solución de tener en la despensa unas cajas de caldo comprado de verduras o Pollo, pero yo soy partidaria de hacerlo en casa, los caldos comprados pueden llevar un nivel alto de sal y tanto la sal, como el azúcar, hay que limitar su consumo por nuestra salud.

Ingredientes:

  • Carne de redondo de Pollo ( puede ser pechuga o contramuslo, lo que tengáis en casa)
  • 1 Patata grande
  • 1 Tomates mediano o dos cucharadas de tomate triturado
  • 1 Nabo tamaño mediano
  • Un trozo de Calabaza
  • 1/2 rama de Apio
  • 1 Zanahoria
  • 1/2 Calabacín
  • 1 Puerro (la parte blanca
  • 1 cebolleta tierna
  • Fideos gordos o pasta de conchas etc…
  • caldo de verduras ( 500 ml. )
  • sal
  • aceite de oliva vírgen extra

Elaboración:

  1.   En primer lugar lavar y secar las verduras (cebolleta, puerro, patata, calabaza, zanahoria, nabo, apio, y calabacín) y procederemos a cortarlas en cubos más bien pequeños todas ellas.
  2. Poner una olla o cazo al fuego con aceite de oliva Virgen Extra, y saltear la carne de Pollo (en este caso era Pollo asado y lo hice al final, despues de las verduras) cortada en cubos, la salteamos y reservamos en un plato.
  3. Seguidamente añadimos las verduras al aceite y salteamos unos minutos hasta ver que la cebolla empieza a estar transparente, añadir las cucharadas de tomate triturado y seguimos dando unas vueltas a todos ingredientes.
  4. Añadir el caldo de verduras y llevar a ebullición; en ese momento añadir la pasta y el Pollo y dar el punto de sal a la sopa.  Cocer en Sopera normal 20 minutos.  En olla a presión 10 minutos.
  5. También podéis aromatizar la sopa con azafrán, o hierbas como el Tomillo, el Perejil etc…
  6. Solo queda servirla y disfrutar de su calor, sabor y aroma.

Feliz cena.

 

 

 

 

 

 

 

Pollo guisado en Vinagre con Cuscús

POLLO GUISADO EN VINAGRE

 

Hoy no habia previsto ninguna comida especial por ser San Valentín, pero el Pollo guisado con vinagre y Cuscús me ha salido de rechupete, es una receta de campeonato que os aconsejo que probéis muy pronto.

Esta en la línea de las que me gustan servir en Navidad e Invierno, Aves con frutos secos, Vino de calidad, que te dan como resultado una salsa untuosa y pecaminosa, porque no paras de mojar trocitos de pan, un pecado, un peligro.

En casa somos seguidores de Mikel López Iturriaga, leemos sus artículos muy a menudo y como digo me gusta mucho su blog, por ese motivo tengo en mi blog alguna de sus recetas y esta será una más.

Un pollo corriente  por ejemplo, con esta receta adquiere la categoría de un bocado exquisito, es de esas recetas que cuando invitas a alguien a comer en tu casa, se la sirves y  recordará  todo la vida el día en que le invitaste a comer, así que si buscáis causar ese efecto no tenéis más que copiar la receta y !ale! a quedar como una Cheff experimentada.

Con el Cuscús tenía pendiente hacerlo desde hace mucho tiempo, pero nunca llegaba, a veces piensas en lo que les gusta en casa y crees que no van a admitir más novedades, craso error, quien creía que se opondría a tal novedad, resulta que le ha encantado,desde ahora  me declaro adicta al Cuscús y estará alguna que otra vez en mi mesa.

Esta receta tiene como ingrediente clave el Pollo, que puede ser normal o si queremos mejores resultados un Pollo de Corral,  pero puede aplicarse a un Pato, a una Pularda, o un Pavo, todo es cuestión de probar hasta ver que tipo de ave es la que más nos gusta.

Vamos con la receta y cuando la probéis espero recibir vuestros comentarios para intercambiar opiniones.

Ingredientes:

  • 1 Kg. de cuartos traseros de Pollo, partidos en 2 o en 4 según su tamaño
  • 250 gr. de Bacon ahumado en un trozo para cortar en tiras.
  • 12 Orejones de Albaricoque
  • 2 Cebollas rojas (en mi caso no tenía y he utilizado blancas)
  • 4 dientes de ajo sin germen
  • 250 ml. de caldo de Pollo
  • 150 ml. de vino Tinto (siempre se añade el vino que se utilizará en la comida)
  • 100 ml. de vinagre de Módena (la receta original lleva 250 ml. de vinagre de Módena)
  • 100 ml. de vinagre rojo de vino
  • Aceite de oliva Virgen Extra
  • Sal y Pimienta negra recien molida

Para el Cuscús:

  • 1 vaso tamaño agua de Cuscús
  • 1 vaso y medio de agua muy caliente

Elaboración:

  1. Poner aceite de oliva virgen extra en una cazuela y añadir el bacón cortado en tiras o cuadraditos  y freir hasta que quede crujiente y con color dorado.  Sacarlo y dejarlo en un colador sobre una fuente para que escurra la grasa sobrante, también puede ponerse sobre papel de cocina para evitar el exceso de grasa.
  2. Salpimentar el pollo y añadirlo a la cazuela, freirlo en la grasa que ha dejado el bacón, freir hasta que adquiera un color dorado y sacarlo a la misma fuente donde tenemos el Bacón crujiente.
  3. Cortar las cebollas en cuatro o seis trozos y añadirlas a la cazuela, cuando este blanda y con color dorado sacarla y dejrla con el bacón y el pollo.
  4. Si nos ha quedado demasiada grasa en la cazuela, sacar la mitad, en ese momento añadimos los vinagres y el vino tinto.
  5. Al estar la cazuela muy caliente el vinagre y el vino romperan en un hervor inmediatamente, con esto conseguiremos desglasar los jugos que han quedado pegados al fondo de la cazuela;  dejar que evaporen los alcoholes del vino y vinagre y añadir los trozos de Pollo, el caldo, las cebollas y los orejones.
  6. En la receta original Mikel recomienda cocer en cazuela normal a fuego bajo  durante 40 minutos, hasta que la carne del Pollo se desprenda sola del hueso.
  7. En mi caso lo he cocinado en la olla a presión ya que la tenía que estrenar en cualquier momento, 15 minutos de cocción y la carne estaba de muerte, riquísimo.
  8. Al cocer en olla a presión el caldo no se espesa ni engorda la salsa de igual manera, no importa, hay solución.
  9. Sacar con un cucharón la salsa a otro cazo más pequeño y hervir hasta reducir a la mitad, !Genial! queda una salsa con cuerpo y brillo, ha sido un espectáculo de salsa.
  10. He servido el Pollo acompañado de un Cuscús aromatizado con especias que le iban muy bien a los  orejones de albaricoque.

Cuscús:

  • 1 vaso (tamaño agua) de Cuscús
  • 1 vaso y 1/2 de agua hirviendo
  • sal
  • Canela, Nuez moscada, Comino molido, una pizca de cada especia o al gusto de cada uno.

Elaboración:

  1. La medida que he usado ha sido un vaso de agua de Cuscús x 1 vaso y medio de agua hirviendo.
  2. Remover bien el Cuscús hasta que veáis que todo esta bien mojado, añadir la sal,  las especias y remover con un tenedor o rasera hasta verlo bien mezclado.

Un plato completo y exquisito, como acompañamiento se puede servir con una Ensalada de Escarola, pera y queso azul

 

Pollo con nectarinas y canela

Este Pollo con Nectarinas y Canela en una de las recetas propias de esta época ya que va ligado a las frutas de Junio que para mi gusto personal, son lo mejor del año, me encanta ver en los mercados las cerezas, albaricoques, nectarinas, paraguayos, higos y más tarde el melocotón de Calanda, disfruto comiéndolos frescos pero es un buen momento para hacer acopio de mermeladas y también de utilizarlos en algún guiso de carnes, son un buen acompañamiento dan otro punto diferente, desde un pollo normal a todo tipo de aves y sobre todo a la caza y aves propias de la época de Navidad.

Esta receta de Pollo con nectarina y canela la hacia hace años con melocotón de Calanda (Teruel) pero no se bien porque ya llevaba varios veranos olvidada, por fin ayer la rescate y dejo encantados a mi familia, el toque de la fruta y la manera en que sus azúcares y la mantequilla ayudaron a ligar la salsa fue decisivo para un toque final perfecto.

Ingredientes

  1. 1 pollo
  2. 1 cebolla tierna entera
  3. 1 tomate grande entero.
  4. 3 dientes de ajo.
  5. 1 palo de canela
  6. 2 hojas de laurel
  7. 4 cucharadas de aceite de oliva virgen
  8. 4 cucharadas de manteca de cerdo ibérico
  9. harina
  10. 1 copa de coñac
  11. caldo de pollo
  12. 2 nectarinas
  13. 1 plátano
  14. sal, pimienta negra
  15. 2 cucharadas de mantequilla

Elaboración:

  • En una cazuela poner el aceite y la manteca.
  • Trocear el pollo en trozos más bien grandes, lavar secar con papel de cocina y salpimentar, espolvorear un poco de harina sobre los trozos y pasar a freírlos a la cazuela junto a la  cebolla cortada en brunoise y el tomate pelado y despepitado y cortado en trocitos pequeños, los dientes de ajo sin germen, las hojas de laurel y el palo de canela.
  • Cuando el pollo coja algo de color añadir el coñac y dejar que cocer un momento para que evapòre el alcohol, entonces añadir el caldo de pollo hasta cubrirlo y dejar cocer a fuego medio-bajo hasta que el pollo este cocido pero no deshecho.
  • Lavar la fruta y cortar en rodajas Pelar el plátano y hacer rodajas gordas.
  • En una sartén añadir la mantequilla y rehogar la nectarina y por último el platano ligeramente.
  • Puede servirse el pollo y las frutas salteadas o añadirlas a la cazuela y dejar cocer 3 ó 4 minutos.
  • Al jugo que nos ha quedado en la sartén al saltear las frutas, añadiremos el caldo de cocción del pollo y dejamos que de unos hervores, los azúcares de la fruta y la mantequilla espesaran la salsa y queda una salsa aterciopelada y espectacular de sabor.

Solo falta ya que deis el pistoletazo de salida !A comer! os lo agradecerán, el plato es sencillo pero el resultado una maravilla.
Se puede cambiar la nectarina por melocotones, albaricoques o higos según el gusto de los comensales.

Pollo en pepitoria

 

El Pollo en pepitoria es uno de los platos más representativos de la cocina tradicional española, cuando era pequeña asociaba la palabra pepitoria a los guisos que se hacían con las vísceras, como la pepitoria de ternasco que tanto gustaba a mi padre o mis tíos que se hacia con los pulmones, hígado y el corazón del ternasco y rechazaba de plano aquel guiso de pollo o gallina que hacia mi abuela materna y que olía divinamente, pero su nombre y su color amarillo solo me producían cierto rechazo.

Cuando me hice mayor y mi curiosidad y afición cocineril empezó a aflorar, descubrí para mi gozo que me había perdido un gran plato durante muchos años y por supuesto decidí rectificar mi error.

Años después descubrí que en la antigüedad,  este plato si que se hacia con los menudillos de estas aves, pero está claro que alguna sabia cocinera, en algún momento de la historia decidió añadir esa salsa maravillosa, a las presas de más calidad y así quedo para la posteridad esta delicia culinaria.

En la geografía española hay diferentes platos de carne cocinados con este procedimiento, pero el que mas conozco es el de el pollo o la gallina, he elegido el pollo por la rapidez en la cocción ya que si elegimos una gallina, el tiempo se duplica y no ando sobrada de el .

La pepitoria es la manera de cocinar un ave en sus jugos, acompañándolas de almendras molidas y yemas de huevos duros que ayudan a espesar y engordar la salsa, pero con un ingrediente imprescindible que es el azafrán, aquí no vale sucedáneos ni nada parecido, el azafrán es el punto mágico que da sabor y color a este plato.

Como es de suponer este plato proviene de la cocina árabe y esta citado en varios escritos.

Ingredientes:

  1. 1 pollo cortado en trozos
  2. harina para envolver el pollo
  3. hebras de azafrán
  4. 1 cebolla mediana de Fuentes
  5. 2 dientes de ajo sin su germen
  6. 1 copa de vino de Jerez, Oloroso
  7. 1/2 litro de caldo de pollo
  8. 50 gr. de almendra molida
  9. 50 gr. de almendra en láminas
  10. 2 huevo duro
  11. 1 hoja de laurel
  12. aceite de oliva del bajo Aragón
  13. Sal, Pimienta negra

Elaboración:

  • Salpimentar los trozos de pollo y enharinadlos, sacudiendo el exceso de harina para evitar que se queme el aceite de freírlos.
  • Dejamos que coja la piel del pollo un color ligeramente dorado, retiramos a un plato y colamos el aceite si no ha quedado totalmente limpio.
  • Cortamos la cebolla en brunoise y el diente de ajo, rehogamos en el aceite de freír el pollo a fuego lento, debemos evitar que coja color oscuro la cebolla pues estamos elaborando una salsa blanca a la que añadiremos color con el azafrán.
  • Cuando la cebolla este pochada y transparente añadiremos la almendra molida, removemos para mezclar bien y añadimos la copa de vino de Jerez, dejamos que hierva unos segundos para reducir la salsa y añadimos las tajadas de pollo, el azafrán y el caldo de pollo hasta cubrir los trozos de pollo .
  • Añadimos la hoja de laurel rectificamos la sal si procede y dejamos cocinar 35 minutos aproximadamente.
  • Cuando veamos que el pollo esta prácticamente listo añadimos las yemas de huevo duro picadas, esto hará que la salsa espese un poco más, cortamos la clara a trozos y reservamos para añadir al final.
  • En una sartén tostaremos las láminas de almendra que servirán para la decoración final del plato..
  • Para acompañar el pollo he preparado como guarnición arroz largo hervido y salteado con un diente de ajo.

Esta receta es aconsejable hacerla de un día para otro, el guiso mejora, se acentúan los sabores y la salsa adquiere más cuerpo.
Si os interesa guardarlo unos días, antes de servirlo, debéis de hacerlo sin mezclar el huevo duro ni las almendras fileteadas, esto se hace solo en el momento de servirlo.

Pastel de berenjena y pollo

 

Este es otro pastel para aprovechar restos de otro plato del día anterior.

El caso es que hace dos días, hice un pollo asado, que por cierto salio insuperable de sabor y tengo que repetirlo para colgar la receta en el blog , de este pollo,quedo una pechuga y el ala; lógicamente fue a parar al frigo con la intención de hacer unas croquetas con el, pero hoy al sacarlo de la nevera pensé que podía ser otra cosa, un pastel tibio con berenjena y algo más de verdura de la que hay por la nevera.

Dicho y hecho, ha sido algo entretenido pero el resultado ha valido la pena, muy bueno, apreciando todos los sabores pero destacando el sabor del pollo, si os apetece probarlo,  me gustaría que me contarais que os a parecido la mezcla desabores y que tipo de pasteles salados hacéis vosotras y vosotros, mis lectores.

Os invito, sobre todo, a los que están al otro lado del Atlántico, que son muchos, gracias por seguirme.

 

Ingredientes:

  1. 1 cuarto delantero de pollo asado
  2. 1/2 cebolla tierna
  3. 1 manojo de espárragos trigueros
  4. 4 zanahorias
  5. 2 ajos tiernos
  6. 1 berenjena grande
  7. 4 huevos
  8. 200 ml. de nata fresca
  9. sal, pimienta blanca
  10. Queso rallado Grana Padano
  11. Aceite de Oliva Virgen Extra
Guarnición:
Endivias, Tomates Cherry y lascas de queso Grana Padano para adornar la ensalada

Elaboración:

  1. Lavar y cortar en laminas la berenjena, salar y dejar en un escurridor para que suelte el sabor amargo que tiene.
  2. Pelar las zanahorias y cocer en agua durante 10 minutos, sacar a un bol de agua fria para que conserven su color y reservar.
  3. Pelar los espárragos trigueros, cocer en agua con sal   minutos, sacar a un bol de agua fría para que conserven su color, reservar.
  4. Cortar en brunoise la cebolla el ajo tierno y las laminas mal cortadas o mas feas de la berenjena cortadas en cubos, añadir  aceite a una sartén y pochar, añadir la carne del pollo troceada, saltear unos 2 minutos y reservar.
  5. Lavar las laminas de berenjena y secar, salpimentarlas y pasarlas por harina muy ligeramente, sacudir la harina sobrante y freír en aceite de oliva.
  6. Sacar de la sartén y ponerlas sobre papel de cocina para que suelte el aceite sobrante.
  7. Batir en el vaso de la batidora 4 huevos con la nata liquida, sal y pimienta.
  8. Untar un molde con mantequilla, cubrir el fondo con queso Grana Padano rallado y empezar a colocar las laminas de berenjena frita hasta cubrir el molde.
  9. Colocar la primera capa de pollo salteado y encima los esparragos trigueros, añadir una parte del batido hasta cubrirlo.
  10. volver a añadir carne de pollo salteado y encima una capa de laminas de zanahoria cocida, volver a cubrir con el batido
  11. Añadir nuevamente la ultima capa de carne de pollo, tapar con tres laminas de berenjena y añadir lo que nos queda del batido de huevos y nata.
  12. Meter al horno frío, en una bandeja a baño María, tiempo total de cocción 50 minutos a 175º
  13. El tema del horno es variable, cada uno aplicara el tiempo acorde a su horno.
  14. Apagar el horno y dejar con la puerta abierta para que se asiente el pastel.
  15. Dejar que enfrie un poco y servir con una ensalada.

El pastel esta muy bueno tibio, pero puede consumirse frío perfectamente, ganara en sabor y quedara más asentado, sera mejor a la hora de cortarlo.

Ideal para cenas en la terraza este verano.

Que aproveche.