Barquitas de patata con escalibada de pimientos y huevo

 

Este mes el Recetario Mañoso ha puesto sobre la mesa las patatas como ingrediente de su e-book del mes de Mayo y es uno de los alimentos que más me gustan, mejor rendimiento da en la cocina y que nunca es rechazado por nadie, es muy versátil, hay mil y una maneras de prepararlas, ahora hasta hacemos recetas muy ricas de pan con este tubérculo que llego de tan lejos y que ha sido y es, una parte muy importante en la alimentación humana.

Por ese motivo y a última hora después de hacer mi pan de patata de Cella, me lié con un par de recetas que tuvieran la patata como ingrediente principal o algo parecido.

Las patatas rellenas es una de las cosa que llevo haciendo hace muchos años, rellenas de cualquier cosa, todo nos vale, pues siempre salen buenas y son bienacogidas.

Estas son para aprovechar unos pimientos que estaban buscando donde meterse y acompañándolas de un huevo, resulta una buena receta para una cena, siempre acompañadas de una ensalada verde como acompañamiento.   Es muy fácil hacerlas y el resultado es muy bueno

Ingredientes:

  1. 1 Patata por persona
  2. 1 pimiento rojo asado
  3. 2 pimientos italianos grandes y verdes, asados
  4. 1 cebolla tierna asada
  5. 1 cabeza de ajos asados
  6. 1 huevo por persona
  7. sal,
  8. aceite de oliva virgen Extra
  9. Reducción de vinagre de Modena

Elaboración:

  • Cocer las patatas en abundante agua, deben estar cubiertas, añadir sal y un chorrito de vinagre, este se añade al agua para que la patata salga entera, con este truco se evita que la patata al cocerse de deshaga y quede con mal aspecto.
  • Cocer 30 minutos, retirar del fuego y sacar el agua caliente, cortar la cocción pasándolas por el grifo de agua fría.
  • Poner en una fuente de horno los pimientos verdes y rojos, en la misma fuente se pone la cebolla envuelta en papel de aluminio y una cabeza de ajos sin pelar de igual manera, esto es para que no se quemen o se sequen durante el asado.
  • Dar la vuelta a   los pimientos para que se asen de igual manera por los dos lados.
  • Sacar del horno y tapar los pimientos con un papel o paño de cocina, con este truco conseguimos que la piel se levante por si sola al conservar la humedad que tienen.
  • Sacar la cebolla del papel de aluminio y cortar en tiras, reservar.
  • Sacar la cabeza de ajo de su envoltorio y sacar la carne asada del ajo simplemente apretando cada diente del ajo saldrá suavemente su carne, reservar.
  • Cuando tengamos las patatas casi frías cortaremos la tapa de encima y vaciaremos  la patata con una cuchara de café o un saca-bolas, añadimos sal y procedemos a rellenarlas con las hortalizas asadas dejando en el centro un hueco para verter un huevo.
  • Salpimentar, rociar de aceite con el spray y meter al horno hasta que cuaje el huevo.

Con los trozos de patata que he sacado del interior, he hecho un puré espeso, añadiendo 1 clara de huevo, aceite y dos dientes de ajo asados, sal, pimienta más  un toque de aceite de cayena .

Batirlo como si se tratase de una mayonesa y con una manga pastelera formar las patatas duquesa en una bandeja de horno,  poner bajo el gratinador, retirar cuando empiecen a coger color.

El resultado el de unas Patatas duquesa, pero sin yema de huevo y con un toque picante.