Tortellini de espinacas con rovellon y frutas de otoño

 

Día otoñal al cien por cien, lluvioso, frío, gris, de los que apetece no salir de casa,  pero no triste, de eso, ya me he encargado yo, con esta receta que nos ha alegrado el cuerpo y el espíritu.

Como muchos días, me he puesto ante el frigorífico a esperar que llegara la inspiración ¿que hago de comer? esto sucede cuando llegas a casa más tarde de lo que has calculado y el tiempo corre.  La inspiración me la ha dado el día, necesito una receta contundente, un plato de pasta con una buena y completa salsa.

Mirando lo que hay en casa, pues unos tortellinis de espinacas y riccota y la salsa de mi invención, así aprovechando  que el viernes  compre unos rovellones estupendos, unas manzanas y ciruelas,he conseguido estos Tortellini de espinacas y riccota con Níscalos y frutas de otoño, todo ello frutos propios de la época del año que vivimos.

El resultado genial,  el sabor exquisito, es  una pena que las imágenes no aporten el aroma de un plato o el sabor, como no pueden aportar el aroma del bosque cuando vemos la  fotografía de un paisaje, pero espero que igual que el paisaje nos invita a llegar hasta el, esta receta os invite a elaborarla en vuestra casa y espero que la disfrutéis igual que nosotros.

INGREDIENTES:

1 paquete de Tortellini de espinacas y riccota.

6 Níscalos, llamados rovellones, grandes.

1 manzana

6 ciruelas pasas

3 ajos tiernos

3 cucharadas de almendra molida

100 ml. de vino tinto de buena calidad, En este caso Enate del Somontano

100 ml. de nata La Asturiana 35% de grasa

100 ml de caldo de ave

Aceite de romero

1 pizca de tomillo y romero, sal y pimienta blanca

ELABORACIÓN:

Limpiar delicadamente con un trapo húmedo y un pincel de pastelería, los restos de tierra que el níscalo pueda tener, no es aconsejable tenerlos metidos en agua o debajo del grifo demasiado tiempo.

Una vez limpios cortarlos en láminas y reservar desechando el pie de la seta .

Pelar y cortar la manzana en cubos, las ciruelas pasas y los ajos tiernos.

En una sartén poner aceite de oliva Virgen extra, en esta ocasión he utilizado aceite de romero.

Cuando el aceite este caliente añadir los rovellones cortados en láminas, rehogar y dar varias vueltas.

Añadir los ajos tiernos, la manzana y las ciruelas y seguir rehogando hasta que veáis las setas hechas, en ese momento añadir la almendra molida, remover y cuando este bien integrada, añadir el vino tinto y dejar que evapore el alcohol.

Añadir la nata liquida, la sal, la pimienta, las hierbas aromáticas y cuando empiece a hervir la nata añadir el caldo de ave dejar hervir hasta que la nata reduzca lo suficiente y tenga una consistencia untuosa sin ser espesa.

Mientras en un cazo hervir en agua con unas gotas de aceite de romero, los tortellini según las indicaciones del paquete, aproximadamente son 4 minutos por ser pasta fresca.

Escurrir la pasta y poner en el plato, salsear y !disfrutar! esta estupenda.

Muchas veces los mejores platos son los más rápidos e  imprevistos, al menos para mí.

Espero vuestros comentarios guapas.