Tarta de calabacín y requesón

Esta tarta de calabacín y requesón  es una de mis tartas saladas favoritas, sobre todo en verano.

En casa nos gusta mucho e incluso a algunos de nuestros amigos que la han probado; servida con una ensalada y un buen plato de jamón de Teruel o Ibérico y acompañada de una sangría bien fría es perfecta para una cena veraniega, al aire libre.

Incluso para llevar a una comida en el campo o alguna salida de domingo a la montaña siempre teniendo en cuenta que ha de elaborarse 24 horas antes y guardarla en el frigorífico  de casa y transportarla en una nevera portátil hasta el momento de consumirla, pues lleva huevos nata y requesón .

Una de mis aficiones es poder subir en verano al pirineo a llenar la retina de paisajes maravillosos y aire purísimo, si además organizamos la comida en un prado al lado de un riachuelo o embalse ya es un día perfecto.
Otro día pondré fotos del valle de Ordesa, mi preferido. Es impresionante y tuve el placer hace unos años de subir hasta el final y algo mas, por dos veces, os recomiendo que lo visitéis.

Vamos ya con la receta

Ingredientes:

  1. ½ Kg. de calabacines
  2. 1 cebolla grande
  3. 120 gr. de requesón
  4. 3 huevos frescos
  5. 1 vaso de nata de cocina
  6. 1 pimiento rojo asado en casa
  7. 2 huevos duros cortados en rodajas
  8. 1 cucharada de queso rallado para gratinar
  9. 50 gr. de mantequilla
  10. 50 gr. de pan rallado
  11. Sal, pimienta y nuez moscada
Elaboración:

  • Cortar la cebolla en pluma y rehogar hasta que quede blandita con un poco de color, cuando este rehogada sacar y colocar en un colador para que escurra bien el aceite.
  • Mientras cortamos los calabacines como para tortilla de patata y freímos de igual manera que la cebolla y seguimos el mismo procedimiento para escurrir el exceso de aceite.
  • Mezclamos la cebolla y los calabacines en un bol y dejamos entibiar.
  • En el vaso de la batidora ponemos el requesón, los 3 huevos, la nata, la sal, pimienta y nuez moscada.
  • Batir y añadir el pan rallado para que espese el batido y le dé cuerpo y consistencia al batido y posteriormente a la tarta.
  • Cuando la mezcla de vegetales esté fría añadimos el batido removiendo y mezclando bien.
  • Engrasamos bien un molde de tarta y espolvoreamos un puñadito de pan rallado, añadimos la mitad de la mezcla y colocamos encima las tiras de pimiento y las rodajas de huevo duro.
  • Volcamos encima el resto de la mezcla y la extendemos bien para que cubra todo el relleno.
  • Ponemos un poco de mantequilla por encima de la tarta y espolvoreamos pan rallado y queso rallado.
  • Precalentamos el horno y cocemos a 160º durante 40 minutos, controlando la cocción, para que quede el interior bien cocido pero que no coja un color demasiado dorado.

Como ya os he comentado podéis servirla caliente o fría.
Espero que la disfrutéis